12 marzo, 2014
,

Poderoso grito, por Facu Rivera Alegre

¿Dónde mierda está Facu?

Mi nombre es Viviana Alegre. Y soy la madre de Facundo, alias «El Rubio del Pasaje», que desapareció el 19 de febrero del 2012, en Córdoba Capital. Hoy, 12 de marzo, Facu cumple 22 años. Como tantos otros pibes, tenía muchos proyectos y sueños. Trabajaba con un arquitecto y estaba empezando a estudiar arquitectura, pero además había empezado también a construir su propia casa junto a Mica, su mujer, que hoy tiene 19 años. Juntos, tuvieron una hija, que ya tiene 2 años y 11 meses…

A mi hijo, como a tantos chicos, le gustaba ir a los bailes, salir con amigos y disfrutar con su compañera de su hijita. Pero no todo era color de rosas para él, porque constantemente era hostigado y golpeado por la Policía Provincial, que podía hacerlo impunemente gracias al Código de Faltas Provincial, un Código represivo que le permite a la Policía detener a los pibes por cómo están vestidos o por su color de piel. Y sí, esa misma Policía está sospechada de estar involucrada en su desaparición.

Sin embargo, el fiscal a cargo de la causa, el Dr. Alejandro Moyano, nunca quiso apartarla de la investigación, de la cual han participado policías de alto rango, que ahora están presos por la causa de los “narcopolicías”. Y ojalá hubiera sido ésa la única irregularidad: también nos ocultaron el expediente de la causa. Transcurridos los 6 meses que estipula el Código Penal, la Justicia levantó a medias el secreto de sumario, para mostrarnos sólo lo que ellos querían mostrar. Y recién hace dos semanas, tras insistir incansablemente, pudimos acceder a la documentación, tras decenas de excusas y dilaciones.

Para entonces, Facundo llevaba ya dos años desaparecido.

En octubre del año pasado, el Dr. Moyano hizo un circo mediático en la Central de Policía, donde imputó a 3 personas, dos hijos de una conocida narcotraficante de Córdoba y un empleado del cementerio. Pues así, pretendía y pretende cerrar el caso dejando de lado a la Policía Provincial, que como todos saben está metida en el negocio del narcotráfico.

Sumado a esto, hay testigos que declararon que Facu estuvo enterrado en el jardín de la casa de un comisario, relacionado a un funcionario provincial. Y sabemos, además, que la banda de cuarteto que mi hijo estaba viendo la noche de su desaparición suele tocar en los actos oficiales del Gobernador, De la Sota.

Insisto, insisto y volveré a insistir sobre este punto: la Policía hostigaba permanentemente a Facundo. Pero aparentemente, ese resulta un detalle menor.

El epílogo de esta historia, por ahora, es una locura: este viernes 14 de marzo el Dr. Alejandro Moyano, propuesto por el Gobernador De la Sota, será designado como Fiscal General de Córdoba… Sí, tal como leyeron.

Pero la lucha no termina acá, y no es sólo por Facundo. Es por todos los jóvenes que a diario son hostigados por la Policía y por ese maldito Código de Faltas. Por eso, quise escribirles desde La Garganta Poderosa, este espacio de nuestros barrios, donde gritamos por nuestros pibes, contra toda injusticia humana.

Si nos tocan a uno, nos tocan a todos.

Un abrazo gigante,

Viviana Alegre, mamá de Facu.

Relacionadas

Justicia
6 diciembre, 2022

CHATS: REFLEXIONES URGENTES

DÍA DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD
3 diciembre, 2022

«ORGULLOSOS DE LA SCALONETA»