11 mayo, 2016
,

¡Hasta Mañana, siempre!

En el amanecer de otro anochecer para los trabajadores, un grupo de madrugadores, ayudados por su empuje colectivo, se levanta hoy como ayer ante una patronal que propone hambre hoy y más hambre para mañana. Los laburantes de La Mañana de Córdoba, un diario que cumplió 19 años el mes pasado, vienen resistiendo embates de los dueños de la empresa que se niega a dar la cara, que bien dura debe ser.

 

Los trabajadores de este medio de comunicación no perciben su salario desde hace dos meses. Y cuando lo hacían, era semanalmente: la empresa depositaba 25% del sueldo, cada viernes. Y después, 10%. Y después, nada. Además, aun no recibieron un bono no remunerativo de 4200 pesos. Y ya no se pagan obras sociales, ni aportes jubilatorios. Sí, así como leés.

 

¿Cuál fue la oferta, que sí pudieron rechazar los trabajadores del diario? La empresa, encabezada por Gerardo Raúl Varetto, planeaba despedir a 20 personas, y darles una indemnización del 60%, que pensaba pagar en cuotas. Y a los que quedaran trabajando, durante seis meses pensaban cortarle el 50% de las horas, y pagarles la mitad de su sueldo. ¿Los quieren descansar, no? Esto sigue: durante ese tiempo, querían producir 10 retiros voluntarios más, también con el 60% de indemnización. ¿Y qué pasa con los derechos que bien supieron conseguir? La patronal plantea la noche, para estos compañeros que no se quieren dormir.

 

La situación empresarial se agravó durante la última gestión del diario, cuando se destruyó el Departamento Comercial: sólo se financiaban a través de la pauta oficial. Sin haber explorado ninguna alternativa, pretenden que sean los trabajadores quienes paguen el costo de esta tamaña irresponsabilidad. Sin embargo, la patronal no pensaba encontrarse con un colectivo despierto y dispuesto a sacar el conflicto a la calle, cueste lo que cueste. Actualmente, están teniendo asambleas diarias, en la que discuten el futuro de su laburo y la posibilidad de constituir una cooperativa. Y con la solidaridad de otros medios de comunicación y del campo popular, publicaron una edición especial autogestionada, en la que desnudaron los intereses de la empresa. Además, porque la alegría es muy importante en la lucha, este viernes 20 realizarán una peña solidaria, en el comedor de Ciudad Universitaria.

 

Y sí, ya aparecieron aquellos que justifican los despidos y la precarización laboral, los mismos que llamaron «ñoquis» a los despedidos del Estado y que nos llaman «vagos» a nosotros, con una acusación que se cae por su propio peso: dicen que La Mañana de Córdoba, un diario que nació hace casi dos décadas, es «K», sin entender que no son los laburantes quienes deciden la línea editorial, cuando se trabaja en relación de dependencia. ¿No nos creés? Era el mismo Eduardo Accastello, excandidato a gobernador, quien durante su campaña oficiaba de virtual secretario de redacción. Corriendo el eje de esa forma, invisibilizan a un colectivo consciente de laburantes que, con el apoyo del Círculo Sindical de la Prensa y la Comunicación de Córdoba, no se deja acostar.

 

¿Está claro? Acá no hablamos sobre medios K ni anti-K, porque esto no se trata de tal o cual tinte partidario, si no del vaciamiento vil de una empresa, ejecutado en complicidad con un sector servil de la prensa que actúa como comisario, señalando una letra para que no veas el resto del abecedario. Pero cuando hay constancia en la convicción, no habrá quien nos avasalle y el mañana nunca será oscuro: en la redacción y en la calle, hay decenas de compañeros que gritan por su laburo.

 

Relacionadas

INCENDIOS
17 septiembre, 2022

¿QUÉ QUEDARÁ DESPUÉS DEL FUEGO?

Espacios Verdes
12 septiembre, 2022

QUÉ DIFÍCIL ENCONTRAR UN LUGAR DONDE JUGAR

Córdoba
8 septiembre, 2022

¡JUSTICIA POR BLAS CORREAS!