5 julio, 2019
,

Ahora que sí nos escuchan

 

 

“Córranse”, les dijo valiente y con atino, a muchos chabones que se habían adueñado del rock argentino. Ganadora del último Gardel de Oro, Marilina Bertoldi asimiló su rol en el movimiento feminista, construido codo a codo: “Siempre fuimos intrusas en el ámbito musical pero de a poco recuperaremos todo”. Dice la posta con melodías sororas hacia quienes hacemos “malabares” en las peores urgencias: “Tiene que haber presupuesto para las Casas de las Mujeres y las Disidencias”. Humilde y espontánea, recorrió los pasillos de la Villa 21-24 regalándonos su cálido abrazo y su voz cantante: “Vamos a cambiarlo todo a largo plazo, construyendo en red y hacia adelante”.

 

 

Relacionadas

Pueblos Originarios
24 septiembre, 2022

ESTUDIAR ES UN ACTO DE REBELDÍA

Cromañón
23 septiembre, 2022

EXPROPIAR CROMAÑÓN, CONSTRUIR MEMORIA

LEY DE HUMEDALES
22 septiembre, 2022

LOS HUMEDALES AL CONGRESO