28 agosto, 2021
, Gatillo Fácil

¡6 AÑOS DE IMPUNIDAD!

Marcos Acuña tenía 22 años cuando, el 28 de agosto de 2015, el prefecto Juan José Silva lo mató disparándole por la espalda luego de haberlo perseguido durante dos cuadras. Silva, que aún sigue impune, argumentó que Marcos se encontraba armado, cuando en realidad sólo llevaba dos encendedores en su bolsillo. Desde entonces, su juicio ya se postergó tres veces. Inés no sólo pide justicia por su hijo, sino también por el resto de los pibes víctimas de gatillo fácil, que ahora son sus hijos de lucha.

https://fb.watch/7IINbrR9CA/

Relacionadas

Pueblos Originarios
24 septiembre, 2022

ESTUDIAR ES UN ACTO DE REBELDÍA

Cromañón
23 septiembre, 2022

EXPROPIAR CROMAÑÓN, CONSTRUIR MEMORIA

LEY DE HUMEDALES
22 septiembre, 2022

LOS HUMEDALES AL CONGRESO