16 octubre, 2021
, Feminismo Villero

EL GRITO DE LAS VILLERAS

Hay una fórmula para salvar cualquier distancia: el encuentro, el abrazo y la militancia. Por eso hoy en barrio Chalet, Santa Fe, tuvimos el Encuentro Regional de Mujeres y Disidencias, que nos encontró a las poderosas de Santa Fe, Santo Tomé, Rosario, Granadero Baigorria, Córdoba, Río Cuarto, El Sauce, Paraná y Gualeguaychú. Nosotras somos las que sostenemos la mayoría del trabajo en nuestros comedores y merenderos, sumado a que hacemos el trabajo doméstico y de cuidados que, a pesar de representar el 22% del PBI, no está remunerado.
Para nosotras, la feminización de la pobreza no es un concepto académico: es algo que nos atraviesa en el cuerpo y en la triple jornada laboral. Por eso, frente a la ausencia del Estado, seguimos exigiendo salarios para las trabajadoras comunitarias. Y para que todas nuestras demandas sean una prioridad, seguimos tejiendo redes y construyendo trincheras: ¡escuchen el grito de las villeras!

Relacionadas

JUANA AZURDUY
25 mayo, 2022

FLOR DEL ALTO PERÚ

Generación Villera
24 mayo, 2022

Nos reunimos con Cristina…

FRÍO
23 mayo, 2022

LA PATRIA NO ESTÁ EN LA CALLE