13 diciembre, 2021
, Salud

LA SALUD BUCAL TAMBIÉN ES UN DERECHO

Mantener la boca cerrada es prácticamente imposible, aunque es peor si nos niegan la posibilidad de conservar nuestra salud bucal. Ir al dentista parece algo simple, pero sin recursos económicos es complicado. En Córdoba, las promotoras de salud del barrio Yapeyú relevaron múltiples casos de personas con infecciones graves, o internadas por un tratamiento tardío o inexistente. Tanto malestar se podría evitar si en el centro de salud no hubiera apenas dos odontólogos para 10 mil habitantes. En el barrio Los Cortaderos, por ejemplo, hay una sola dentista para 1380 personas.
Parece que las y los vecinos de Punta del Agua, San Juan, tampoco existimos para el Estado: ¡el operativo odontológico no llega hace más de dos años! Tenemos que conseguir un turno telefónico y trasladarnos 30 km hasta el hospital más cercano. Lo mismo sucede en barrio Los Hornos, en Mendoza, donde debemos caminar hasta 9 km para asistir a un turno en un hospital, cuando no damos más del dolor. En Paraná, la mayoría de vecinas y vecinos del barrio San Martín tenemos caries o faltantes de piezas dentales, y las infancias sufren de vivir con los dientes picados. La única solución es la prótesis dental: cada una cuesta, por lo menos, $2000 y en muchos casos hay que hacerse hasta cuatro.
El barrio Las Dalias, en Mar del Plata, no se queda atrás. Conseguir una cita con el dentista es una utopía: en el centro de salud los turnos se agotan en menos de una mañana, y el hospital más cercano está a 11 km. En Tongui, Lomas de Zamora, no hay especialistas para odontopediatría, es una sola odontóloga que atiende a todo el barrio. Una situación similar se vive en Villa Cordobita, Tandil, donde tenemos que acudir al Centro de Salud Belgrano, ubicado a 2 km del barrio, en el cual dan solamente 5 turnos por día, y de acá a un mes. Gabriel tiene 10 años y estuvieron ¡un mes y medio! para sacarle una muela.
Cuando el ingreso promedio de una familia en nuestros barrios es de $23.750, a veces no nos queda otra que elegir entre comer o comprar un cepillo de dientes o pasta dental. Por eso, la opción de pagar el servicio de odontología de manera privada, es literalmente irreal. La salud bucal es un problema al que nos enfrentamos todos los días.
Necesitamos medidas urgentes,
¡para cuidar nuestros dientes!

Relacionadas

Poesía de barro
1 octubre, 2022

ESCRITURA VILLERA

Educacion
28 septiembre, 2022

ESTUDIANTES EN LUCHA PORQUE LARRETA NO ESCUCHA

35° ENCUENTRO
26 septiembre, 2022

AYUDANOS A LLEGAR A SAN LUIS