8 marzo, 2022
, DÍA DE LA MUJER TRABAJADORA

#8M ¡RECONOCIMIENTO SALARIAL!

Hoy marchamos las mujeres, tortas, travas, trans, bisexuales de los barrios, las que históricamente fuimos silenciadas, las que sobrevivimos a la violencia patriarcal, las que estuvimos mucho tiempo encerradas en la casa, para hacernos oír en este Día de la Mujer Trabajadora.

¡Escuchen! Somos el 70% del 10% más pobre del país. Trabajadoras de la triple jornada: nuestro trabajo particular o cooperativo, el comunitario en comedores y merenderos y los trabajos de cuidado en nuestras casas. Somos las que llevamos a las y los pibes a la escuela o al médico, somos empleadas domésticas, feriantes, cartoneras. Y no solo eso: somos más de 70 mil cocineras que alimentamos a 10 millones de personas en todo el país, sin reconocimiento salarial alguno.

¡Escuchen! Realizamos miles de acompañamientos a otras mujeres y disidencias en casos de violencia de género y abusos, sin respuestas de los gobiernos. Nos sostenemos, codo a codo, cuando no nos toman la denuncia en la Comisaría, cuando esperamos 12 horas o más para ser atendidas, cuando nos dicen que no hay más botones antipánico o cuando la policía no quiere entrar si alguna vecina está en peligro. Nos indignamos porque la situación habitacional es crítica: ¿cómo salimos de una relación violenta sin autonomía económica?

¡Escuchen! Nuestra salud y la de nuestras familias se ven violentadas porque no tenemos obra social, jubilación, ni ART o cualquier derecho que provenga de un trabajo registrado. Las que nos encargamos de la crianza de nuestros hijos, tenemos que estar desde las 5 de la mañana hasta cualquier hora para conseguir un turno en la salita con el riesgo de que no haya profesionales o endeudarnos por recurrir al sistema de salud privado.

¿Entonces? Se terminó el tiempo de estar silenciadas y oprimidas, y caducaron esos años en los que vivimos a la sombra de varones violentos, al margen de familiares abusadores. Necesitamos políticas públicas que empiecen por éste último eslabón que fue y es el primero en la línea barrial. Hoy en el Día de la Mujer Trabajadora: Nos cansamos de ponerle la otra mejilla al patriarcado. ¡Para que haya dignidad, nuestro trabajo debe ser remunerado!

Relacionadas

Narcotrafico
23 junio, 2022

Hablemos de narcotráfico

Poesía de Barro
19 junio, 2022

ÁNGEL NEGRO