30 noviembre, 2014
,

Cierren todo

¡Protege del fascismo!Cerrar las plazas para resguardarnos del vandalismo, cerrar las piernas para resguardarnos del HIV, cerrar los countries para resguardarnos de la inseguridad, cerrar las villas para resguardarnos de la pobreza, cerrar los paradores para resguardarnos de la juventud, cerrar los talleres para resguardarnos de la locura, cerrar los centros para resguardarnos de la cultura y cerrar los ojos para resguardarnos de todo lo que pueda pasar… ¿Para qué cambiar el mundo, si se puede clausurar?

Relacionadas

Fútbol
5 enero, 2023

LA MAGIA DEL POLLO

Mundial
18 diciembre, 2022

LOS SUEÑOS DE LOS PIBES