15 septiembre, 2018
,

Cupo laboral trans, ¡ya!

 
 
 
Durante la mañana del pasado martes 11 de septiembre, militantes del colectivo LGBTI junto a distintas organizaciones sociales y de derechos humanos, concentramos en la puerta del Palacio de Tribunales de Tucumán para exigir el cupo laboral para personas trans. El proyecto de ley en cuestión busca establecer el ingreso del 1% de personas trans dentro de la totalidad del personal de la Administración Pública. Queremos, además, una audiencia para que sean las mismas personas del colectivo las que argumenten la necesidad de que ese cupo sea aprobado.
 
 
“Venimos trabajando desde el año pasado con un pedido que se hizo en la Legislatura, pero el día que se tocó el tema, se dio de baja automáticamente sin dar posibilidades a un debate, sin poder dar explicaciones del porque es importante el proyecto. Ellos argumentaron con que era inconstitucional, que estábamos exigiendo privilegios”, resumió Gabriel Alabí, abogado y miembro de ADN (Acción por los derechos en el nordeste) e Integrante del CETrans.
 
 
Y agregó: “Es tan necesaria la aprobación de este proyecto porque existe un nivel de mortalidad muy grande dentro del colectivo. Las chicas no atraviesan los 35 años, por el nivel de vida marginal que llevan”.
 
 
No fue fácil ingresar al edificio de Tribunales, pues los efectivos encargados de la seguridad del lugar intentaron cerrarnos las puertas en la cara y forcejearon con los abogados y referentes del colectivo.
 
 
 
 
“Entendemos que los Tribunales de Justicia tienen que estar abiertos para que cualquier persona pueda ingresar, eso es parte de la construcción de la ciudadanía. Algo por lo que el colectivo viene luchando hace tiempo y la primera respuesta que recibimos institucionalmente, fue a la fuerza de seguridad negándonos el ingreso, las mismas fuerzas que nos han perseguido históricamente. Íbamos a ingresar pacíficamente y fuimos violentados. Nosotros estamos pidiendo cupo y se nos cierran las puertas, es simbólico”, manifestó Augusto Moeykens, miembro de ADN.
 
 
Más del 90% de la población trans ha sido excluida de su núcleo familiar a temprana edad, y este es uno de los motivos por los que no han tenido acceso a la educación formal. Muchas personas dejaron la escuela por la discriminación que sufrían y por ende no tienen las herramientas necesarias para acceder a un puesto de trabajo. Entonces el 80% de la población ejerce la prostitución, esto la posiciona en un estado de vulnerabilidad al contagio de enfermedades de transmisión sexual, a los abusos policiales en la calle o a los transfemicidios. Por eso desde septiembre de 2016 existe el Centro Educativo Transexual de Puertas Abiertas (CETrans), sostenido por la organización Tucumán Diverso, el centro brinda asesoramiento, educación y acompaña a las personas del colectivo.
 
 
“El desconocimiento es uno de nuestros grandes enemigos más allá del poco deseo por saber de gran parte de la sociedad, por sobre todo por parte de los legisladores. Entonces nosotros vamos a seguir organizándonos, vamos a seguir realizando actividades para impulsar este proyecto”, explicó Claudina, integrante de LOTO (Libertad y Orgullo Trans Organizados).
 
 
SEGUIMOS EN LAS CALLES, ORGANIZANDONOS Y GRITANDO: ¡CUPO LABORAL TRANS YA!
 

Relacionadas

Día del Orgullo
28 junio, 2022

ESTE ORGULLO QUE NO SE QUITA

INFLACIÓN
17 febrero, 2022

ÍNDICE: NO LLEGAMOS A FIN DE MES