11 octubre, 2013
,

¡Kevin no se calla!

Nuestra estrella.

Desde el 7 de septiembre, estamos viviendo un día eterno, con la mirada en el cielo y los pies en el infierno, porque nos mataron a una criatura en un tiroteo que no hubiera sido posible sin el aval de Gendarmería y Prefectura. Desde siempre, las Fuerzas de Seguridad han gozado en las villas de una tremenda impunidad, al servicio de su perversidad, la misma que impuso la remoción de la Federal cuando sus vicios se habían vuelto alevosos, pero cambiaron los uniformes y no los códigos mafiosos. Para peor, auspiciaron el robo a la familia y la burla a nuestro dolor, en una dinámica sistemática que pretende infundirnos temor. De no ser así, el petiso estaría ahí, jugando en la plaza o, como estaba ese día, desayunando en su casa. Aun sin estar identificados en los pasillos de los barrios silenciados, no pudieron ni podrán mantenernos aterrados, ni de brazos cruzados, a todos los vecinos que decidimos organizarnos para regular el accionar de los que deberían cuidarnos, respaldados por los organismos que no eluden el problema central y juegan en serio contra la violencia institucional. Desde ahora en adelante, Kevin será nuestro comandante, porque su estrella brilla más que ninguna, desde que su hermanito la descubrió junto a la luna. Finalmente, cumplió su palabra y se volvió nuestro “Jackie Chan”, pero si alguno tiene dudas puede preguntárselo a Román, que sigue siendo su jugador preferido y nuestro amigo comprometido. De su mano, enano, te quisimos entregar la 10, para que el 29 festejemos tu décimo cumpleaños donde sea que estés… Nosotros sabemos cómo gritabas y, aunque nadie te quiera oír, decidimos publicar esta tapa para que nadie pueda mentir. Porque acá los tuyos te vemos, te extrañamos, te queremos y te prometemos que, con tu nunchaku, les haremos clavar los frenos: ¡Ni un pibe menos!

Zavaleta, la familia de Kevin.

EL ÍNDICE HACIA LA ESTRELLA *

2- Ni el miedo, ni el dolor cortará el canal que forjamos con ustedes: el grito de Kevin hará temblar las paredes.

Todos somos Kevin.

3 – Latiroide’, nuestra editorial desordenada combate de puño y letra a los mensajeros de la nada.

4/7 – Desde una agenda marginal, repasamos las noticias que no entran en ninguna rutina comercial: nos mataron un pibe y a casi todos los medios les parece normal.

8/11 – Los tres ídolos de Kevin, su papá, su mamá y Román, repasan la vida de nuestro pequeño titán, para que su estrella controle los truenos: ¡Ni un pibe menos!

12/13 – Zloto y Galende, ni opo, ni oficialismo, unidos por Zavaleta y por el periodismo.

14/15 – Con el talento de Eche y una ilustración muy grosa, homenajeamos a la garganta de la Negra Sosa.

16/17 – “Hoja de ruta”, para cubrir el territorio que libera la yuta.

18/19 – Salta la banca, en todo el planeta, con Santi Aysine y los guitarreros poderosos de Zavaleta.

20/21 – Los usurpados son “usurpadores”, cuando se trata de proteger estafadores. ¿No entendés nada? Conocé la historia La Rinconada.

22/24 – Natalia Oreiro canta la posta, sin actuarla, frente al discurso que siempre se queda corto, para exigir la legalización del aborto.

25 – Al emblema de nuestra liberación, le festejamos el cumpleaños desde adentro de la prisión.

26 – Alta Barcelona: la mejor revista nacional le tira el achique a los medios que siempre se paran mal.

27 – Oros pocos: el astrólogo de los pobres es poco veraz, ¡pero pronostica un gran día para todas las mamás!

*Aunque no haya cambiado la rutina de los noticieros en la televisión, el asesinato de Kevin cambió la vida de todos los que hacemos esta organización. Porque siempre supimos que las Fuerzas de Seguridad están al servicio de otra comunidad, pero nunca imaginamos que nos cagarían la vida con tanta impunidad. Prefectura y Gendarmería liberaron la zona donde se tirotearon dos bandas ajenas a Zavaleta, pero encima después quisieron amedrentarnos con sus fantasmas de escopeta. Aun así, no consiguieron callarnos, ni lo conseguirán jamás, porque La Poderosa existe para que no maten ni un pibe más. Al recuerdo de Kevin, van todos los cintillos y las firmas de la revista, para que veas su cara cada vez que levantes la vista, porque el enano se subió a una estrella para dirigir esta revolución, atrincherado para siempre en nuestro corazón. Y a su nombre, sus hermanitas pintaron la numeración.

Kevin tiene Banca.

 


 
¡Hacé clic acá para llevarte esta Garganta!¡Hacé clic acá para que La Garganta te llegue todos los meses a tu casa!

Relacionadas

Narcotrafico
23 junio, 2022

Hablemos de narcotráfico

Poesía de Barro
19 junio, 2022

ÁNGEL NEGRO

2 comentarios sobre «¡Kevin no se calla!»

Los comentarios están cerrados.