2 octubre, 2013
,

La familia de Zavaleta

Muchas veces, tomaron notas de La Garganta, sin citar la fuente. Muchas otras veces, usaron fotos de nuestra revista, sin pedir permiso. Y muchas veces más, vendieron imágenes arrebatadas a nuestros vecinos, para hablar sobre Zavaleta. Por eso, ¡ahora no esperamos menos! Acá tienen los testimonios crudos de toda la familia de Kevin, sin ninguna edición politiquera, ni comercial, para escucharlos, para emitirlos, para difundirlos y para repetirlos, tantas veces como repiten los informes que les tiran mierda a las villas. Por favor, róbennos estas imágenes y úsenlas, úsenlas mucho y dejen también que se las roben los demás, hasta que todos salgan a gritar «¡ni un pibe menos, ni una bala más!».

Te extrañamos, enano.

Relacionadas