16 junio, 2009
,

Llenos de vida, llenos de magia

Sin más luces que el sol picando en la piel, sin más música que el soplido del aire y con todo el público expectante de lo que vendría, pidieron pista y salieron a demostrar.

No hizo falta un escenario oficial porque ellos transformaron el espacio verde en su lugar de actuación. No hicieron falta cámaras ni grandes efectos especiales para darle color al show que se avecinaba. La gente se acercaba para verlos.

Les bastó con mirar, escuchar y prestar atención en un lapso de media hora para sacar de la galera el truco que iba a dejar boquiabiertos a todos los espectadores. Esta vez no había conejos, ni palomas. No había cartas ni sombreros. Sólo ellos de cara al público.

Primero había que reflexionar sobre cuál podía ser la palabra clave que hiciera realidad el truco porque “Abracadabra” ya está muy trillado. Entonces desde sus brillantes mentes surgió la frase que dejaría a todos atónitos y a la expectativa de lo que vendría: “Raca Taca Pum”.

Con el material en la mano y el dedo a modo de varita recargada de magia, empezaron con el gran truco…

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=Wlf1gFpYLzQ&hl=es&fs=1&rel=0&color1=0x234900&color2=0x4e9e00]
A estas dos personitas, diminutas de tamaño pero gigantes de corazón, dueñas de su propia transformación, les bastaron sólo dos toques mágicos de prueba para que en el tercero la ilusión se materialice.

De esta manera, en la magia como en la vida, los ilusionadores Nelson y Gustavito dan cátedra de personalidad, de convicción, de constancia y de compromiso, sabiendo que al fin y al cabo son ellos mismos, como todo Zavaleta, los únicos magos capaces de transformar adversidades en oportunidad y diferencias en igualdad como principio para empezar a modificar la realidad.

Relacionadas

DICIEMBRE 2001
20 diciembre, 2021

20 AÑOS LA MISMA LUCHA

Lluvias
29 noviembre, 2021

No se inunda más

Polideportivo Diego Armando Maradona
9 noviembre, 2021

EL DEPORTE ES SALUD